PASTORAL PENITENCIARIA FIESTA DE NTRA. SRA. DE LA MERCED (24 de septiembre) "La Misericordia en mí"

13/09/2017 - Teruel

Dice un refrán castellano que “agua pasada no mueve molino”. Así puede suceder en muchas realidades de la vida. Sin embargo, hay otras realidades o acontecimientos que suceden en forma de vivencia o experiencia profunda, revestidas de mensajes y de palabra sentida y encendida. Tal es el caso del muy reciente Año Jubilar dedicado a La Misericodia, promulgado por el Papa Francisco, el cual ha puesto a toda la Iglesia en pie de confrontación respecto a la actitud del Padre Dios “rico en misericordia”, no siempre coincidente con nuestra actitud frente al hermano de ser “misericordiosos como el Padre”.

El Papa desea que la Iglesia entera vibre al unísono con el corazón de Cristo, que es “compasivo y misericordioso”, que toda la Iglesia sea “Misericordia”, Samaritana”.

Así lo entendimos desde esta parcela eclesial de la Pastoral Penitenciaria y nos pusimos en marcha para ahondar en las claves centrales que el Papa proponía para vivir y ser MISERICORDIA. Sentimos que nuestra Pastoral de la Justicia y la Libertad se define como “Pastoral de la Misericordia”. Para la Pastoral Penitenciaria el Año Jubilar de la Misericordia no ha caído en el vacío, ni tampoco es “agua pasada”. Las aspas del molino del Espíritu, al paso de esa agua que llena de ternura y compasión el corazón de cada Agente de Pastoral Penitenciaria, está haciendo posible que vivamos una etapa nueva en nuestro quehacer de misioneros del Evangelio de Jesús, portadores de su misericordia junto a los privados de libertad en cada cárcel y en cada rincón de la misma donde haya un preso o una presa que sienta la necesidad de ser escuchado, de ser liberado.

Por ello es importante que la Pastoral Penitenciaria en cada Diócesis habilite los medios para que los sucesivos Programas y Planes Pastorales de cada prisión se impregnen de la espiritualidad, la doctrina, la teología y las propuestas surgidas del IX Congreso de Pastoral Penitenciaria ("Abrazados en el Misericordia"), de modo que nuestro quehacer pastoral con los presos esté animado por el espíritu evangélico de la Misericordia.

Así mismo, las Delegaciones queremos ofrecer al pueblo cristiano, a las comunidades parroquiales, a los grupos y movimientos eclesiales, así como a la diversidad de las estructuras sociales, todos estos elementos evangélicos que animan y definen a nuestra misión en las prisiones y en la Iglesia como “Pastoral de la Misericordia”. Este el objetivo primordial de esta Fiesta de la Virgen de la Merced, patrona de las personas privadas de libertad, que celebramos, a nivel nacional.

En Teruel hemos preparado una sencilla celebración que incluye, junto a las celebraciones dentro de la cárcel, una oración junto a María, en la ermita de la Virgen del Carmen, el sábado 23 de septiembre, a las 5 de la tarde. En ella queremos hacer un gesto significativo que sea portador de cercanía y misericordia para los más de 200 hermanos privados de libertad que viven en nuestra ciudad. ¡Te invitamos !

Viernes 22 de septiembre:

Celebración de la Eucaristía con participación de internos, funcionarios, autoridades, equipo de Pastoral Penitenciaria e invitados.

Sábado 23 de septiembre:

10:30 Celebración de la Eucaristía con internos en el Centro Penitenciario. Pequeño refrigerio después de la misa.

17:00 Oración a María en la Ermita del Carmen (junto al Centro Penitenciario)
Gesto significativo que sea portador de cercanía y misericordia para los más de 200 hermanos privados de libertad que viven en nuestra ciudad.

Delegación Diocesana de Pastoral Penitenciaria Teruel, 2017.

 
FOTOS
 
 
OBISPADO DE TERUEL Y DE ALBARRACÍN
PLAZA FRANCÉS DE ARANDA, 3  44001  TERUEL
TL. 978619950  FAX. 978619951
E-MAIL: tesecre@planalfa.es
WEB: www.diocesisdeteruel.org